Irritaciones, picores e infecciones vaginales durante el embarazo.


Aunque durante el embarazo aparezcan infecciones pasajeras en las partes íntimas, no hay que decuidarlas y se debe dar la importancia que tiene. De hecho, una infección vaginal, puede llegar a repercutir en el embarazo. Las repercusiones se darían principalmente durante el primer trimestre, justo cuando empieza a formarse el feto, estas infecciones pueden originar varicela, herpes e incluso sífilis. Si se produce más tarde, cuando el bebé esta desarrollado, puede provocar parto prematuro. Por eso, lo primero que debemos hacer cuando intuyamos que tenemos una infección (el picor, el enrojecimiento de los genitales, una alteración en la cantidad de flujo o un ligero hinchazón de los genitales u olor fuerte) y estamos embarazadas, es ir al ginecólogo o a nuestro médico.
Un aseo inadecuado de las partes íntimas es una de las principales causas por las que se puede contraer una infección. Estos lavados deben realizarse exteriormente nunca por dentro. Utilizar jabones suaves y neutros.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...